Momentos memorables: La fleur que tu m’avais jetée

Buena parte de la ópera Carmen, de Georges Bizet, tiene un componente simpático para quien comienza a aficionarse en el mundo de la ópera(la obertura, la aria “près de remparts de Seville” de  Carmen, el “Votre toast!” de Escamillo, ese coro del acto final-Les voici,voici le quadrille-,etc) pero, a un nivel superior por su belleza y profundidad, incluiría las célebres “L’amour est un oiseau rebelle”, de Carmen en el primer acto y esta “La fleur que m’avais jetée” cantado por el tenor que lleva a cabo el rol de Don José. Ambas arias tienen, por cierto, un pequeño objeto en común: una flor que le lanza Carmen en el primer acto y que él guarda en el calabozo, acusado de haber liberado a la gitana cuando ella había sido detenida.

En el segundo acto, él ya ha salido del calabozo y se dirige a la taberna de Lilas Pastia. Tras unos breves minutos de felicidad, una decisión de don José hace que Carmen comience a burlarse de él. En ese instante, llega esta aria en la que don José le narra que había guardado la flor que ella le tiró, como quiso olvidarla pero como era imposible, que sentía un deseo por verla y amarla. En esta ocasión, la voz elegida ha sido la de Roberto Alagna. Personalmente, creo que es una de las mejores interpretaciones de esta aria.

 

Aria: La fleur que te m’avais jetée

La fleur que tu m’avais jetée
dans ma prison m’était restée,
flétrie et sèche, cette fleur
gardait toujours sa douce odeur;
et pendant des heures entières,
sur mes yeux,
fermant mes paupières,
de cette odeur je m’enivrais
et dans la nuit je te voyais!
Je me prenais à te maudire,
à te détester, à me dire:
pourquoi faut-il que le destin
l’ait mise là sur mon chemin!
Puis je m’accusais de blasphème,
et je ne sentais en moi-même,
qu’un seul désir, un seul espoir:
te revoir, ô Carmen, oui,
te revoir!
Car tu n’avais eu qu’à paraître,
qu’à jeter un regard sur
moi pour t’emparer
de tout mon être,
ô ma Carmen!
Et j’étais une chose à toi!
Carmen, je t’aime!